‘MIS AMIGOS” LOS ADVENTISTAS DEL SEPTIMO DIA – Parte XXII

image-43

“MIS AMIGOS” Los Adventistas Del Séptimo Día

Parte: XXII

Si el Señor Jesús o el Apóstol Pablo vivieran aquí en la tierra, me atrevo a asegurar que tendrían acaloradas disputas con los principales doctores de la ley de la Iglesia Adventista; pero también puedo afirmar que algún Nicodemo vendría al Maestro en la noche y reconocería que la salvación de ningún hombre está fundamentada en la observancia de la ley de Moisés, sino solamente en la gracia y misericordia de Dios a través de Su Hijo Unigénito.

Siendo que estoy en las cercanías de concluir esta serie, me gustaría responder a dos preguntas que me han hecho en el transcurso de los años.

La primera es: ¿Con qué ojos ve la Iglesia Adventista a aquellos que hemos abandonado las filas de la iglesia?

¡La Hermana White tiene la respuesta! ¿Verdad que Usted está sorprendido?

“Conforme vaya acercándose la tempestad, muchos que profesaron creer en el mensaje del tercer ángel, PERO QUE NO FUERON SANTIFICADOS POR LA OBEDIENCIA A LA VERDAD, ABANDONARAN SU FE, E IRAN A ENGROSAR LAS FILAS DE LA OPOSICION. UNIENDOSE CON EL MUNDO Y PARTICIPANDO DE SU ESPIRITU, llegarán a ver las cosas bajo el mismo aspecto; así que cuando llegue la hora de la prueba estarán preparados para situarse del lado más fácil y de mayor popularidad. HOMBRES DE TALENTO Y ELOCUENCIA, QUE SE GOZARON UN DIA DE LA VERDAD, EMPLEARAN SUS FACULTADES PARA SEDUCIR Y DESCARRIAR ALMAS. SE CONVERTIRAN EN LOS ENEMIGOS MAS ENCARNIZADOS DE SUS HERMANOS DE ANTAÑO. Cuando los observadores del sábado sean llevados ante los tribunales para responder por su fe, ESTO APOSTATAS SERAN LOS AGENTES MAS ACTIVOS DE SATANAS para acusarlos y para incitar a los magistrados contra ellos por medio de falsos informes e insinuaciones” (1)

¿Cómo me considera Elena G. de White a mí y a todos los que una vez fuimos parte de la Iglesia Verdadera?

Nunca fuimos santificados…somos parte de la oposición y del mundo…ya no nos gozamos de la verdad…somos enemigos de nuestros hermanos del pasado…somos apóstatas y agentes activos de Satanás seduciendo y descarriando almas.

Si la Sra. White viviera en el día de hoy, no tengo ninguna duda que tomaría su pluma inspirada y escribiría lo siguiente en alguna de las publicaciones Adventistas:

Sergio A. Perelli es un apóstata, que no solamente se ha desviado del camino de la verdad, asimismo se ha convertido en un instrumento de Satanás para descarriar las almas y llevarlas rumbo al lago de fuego y azufre.”

La segunda pregunta es: ¿Qué es lo que va a ocurrir con los pastores y miembros de otras denominaciones?

¿No se atreve Usted a adivinar, quién nos dará la respuesta? ¡La Hermana White…no podría ser otra!

“Es imposible describir el horror y la desesperación de aquellos que pisotearon los santos preceptos de Dios. El Señor les había dado su ley con la cual hubieran podido comparar su carácter y ver sus defectos mientras que había aún oportunidad para arrepentirse y reformarse; pero con el afán de asegurarse el favor del mundo, pusieron a un lado los preceptos de la ley y enseñaron a otros a transgredirlos. SE EMPEÑARON EN OBLIGAR AL PUEBLO DE DIOS A QUE PROFANASE SU SABADO. Ahora los condena aquella misma ley que despreciaran….no tienen disculpa. Eligieron a quién querían servir y adorar…Los enemigos de la ley de Dios, DESDE LOS MINISTROS hasta el más insignificante entre ellos, adquieren un nuevo concepto de lo que es la verdad y el deber. RECONOCEN DEMASIADO TARDE QUE EL DIA DE REPOSO DEL CUARTO MANDAMIENTO ES EL SELLO DEL DIOS VIVO. VEN DEMASIADO TARDE LA VERDADERA NATURALEZA DE SU FALSO DIA DE REPOSO Y EL FUNDAMENTO ARENOSO SOBRE EL CUAL CONSTRUYERON. SE DAN CUENTA QUE HAN ESTADO LUCHANDO CONTRA DIOS. LOS MAESTROS DE LA RELIGION CONDUJERON LAS ALMAS A LA PERDICION MIENTRAS PROFESABAN GUIARLAS HACIA LAS PUERTAS DEL PARAISO. No se sabrá antes del día del juicio final CUAN GRANDE ES LA RESPONSABILIDAD DE LOS QUE DESEMPEÑAN UN CARGO SAGRADO, Y CUAN TERRIBLES SON LOS RESULTADOS DE SU INFIDELIDAD. Sólo en la eternidad podrá apreciarse debidamente la pérdida de una sola alma. TERRIBLE SERA LA SUERTE DE AQUEL A QUIEN DIOS DIGA: APARTATE, MAL SERVIDOR.” (2)

Si Usted en realidad ama a su pastor, es su deber prevenirle de lo que va a ocurrir con él en el día del juicio por no haber sido fiel a su cargo sagrado, por haber sido un instrumento de que su congregación profanase el día Sábado y como consecuencia haber conducido a las almas a la perdición. (Continuará)

  (1-2) White, Elena G. de; El Conflicto De Los Siglos, páginas 666, 697, 698,
 
Gracia y Paz
Sergio
“Amigo de Jesús”

Book your tickets