Ovejas sin Orejas

image-43

“Ovejas Sin Orejas

Autor:

Sergio A. Perelli

“La fe es por el oír, y el oír, por la Palabra de Dios”. En una versión contemporánea, leemos Romanos 10:17 así: “La fe viene del oír, y el oír, por la Palabra de Cristo” (Nueva Biblia De Los Hispanos).

La oreja, es ‘el órgano del oído, en particular la parte externa situada a cada lado de la cabeza’ (Diccionario Larousse Práctico Escolar).

El Apóstol Pablo, al escribir las palabras expuestas en el párrafo introductorio, asumió que todos los recipientes de su carta en la Iglesia de Roma, poseían orejas como parte de su cuerpo físico y asimismo que no padecían de ninguna enfermedad para no poder oír correctamente.

En la realidad que presenta el contexto del mensaje, podemos ver que Pablo no solamente se estaba refiriendo al ‘oír’, simplemente desde el punto de vista físico, sino también al ‘oír’, desde la perspectiva espiritual.

Inmediatamente después de la aseveración del versículo 17, Pablo concentra su atención en el pueblo de Israel y con una pregunta retrospectiva continuó diciendo:

“¿Acaso nunca han oído? Ciertamente que sí: Por toda la tierra ha salido Su voz; y hasta los confines del mundo Sus palabras. ¿Acaso Israel no sabía?…Isaías es muy osado y dice: Fui hallado por los que no me buscaban. Me manifesté a los que no preguntaban por Mí” (Romanos 10:18-20).

Pablo, usando palabras del Salmo 19:4 escrito por David y de Isaías 65:1; específicamente contesta las dos preguntas que él mismo trajo a la luz, poniendo muy en claro que Dios nunca dejó en la ignorancia de conocimiento a Su pueblo porque “por toda la tierra salió Su voz; y hasta los confines del mundo Sus palabras”, y para rematar su defensa de Dios concluye diciendo que hasta El “fue hallado por los que no lo buscaban y se manifestó a los que no preguntaban por El”.

¡Nadie va a tener excusas el día del Juicio Ante El Gran Trono Blanco, porque “los cielos proclaman la gloria de Dios; y el firmamento anuncia la obra de Sus manos”! (Salmo 19:1)

En todo el Antiguo Testamento, desde Génesis hasta Malaquías; vemos a Dios comunicando a los hijos de Israel Su amor y Sus promesas, por medio de Sus patriarcas, líderes, reyes, sacerdotes y profetas; “pero en cuanto a Israel: TODO EL DIA HE EXTENDIDO MIS MANOS A UN PUEBLO DESOBEDIENTE Y REBELDE” (Romanos 10:21).

La trágica historia de la nación de Israel, que concluyó con el rechazo del Mesías; no se atribuyó a su falta de información o de conocimiento, sino a su DESOBEDIENCIA REBELDIA.

Si retrocedemos al incidente del becerro de oro, que se originó mientras Moisés estaba recibiendo mandamientos, estatutos y decretos, en la cima del Monte Sinaí; podemos leer lo que Dios le dijo a Su líder acerca de Israel: “Yo he visto a este pueblo, que por cierto es pueblo de DURA CERVIZ” (Exodo 32:9).

La misma expresión la encontramos repetidas veces, en capítulos posteriores:

“Eres pueblo de DURA CERVIZ” (33:3).

“Vosotros sois pueblo de DURA CERVIZ” (33:5).

“Es un pueblo de DURA CERVIZ” (34:9).

La situación no cambió con la Primera Venida De Jesús; y en más de una oportunidad Jesús terminaba sus mensajes diciendo: “El que tiene oídos para oíroiga” (Mateo 11:15; 13:43; Marcos 4:9, 23; Lucas 8:8; 14:35).

En el contexto del tema que estoy compartiendo, ¿alguna vez Usted se ha detenido a contemplar las palabras finales de la defensa de Esteban antes de ser apedreado por la turba?

¡DUROS DE CERVIZe incircuncisos de corazón y de oídos! Vosotros resistís siempre al Espíritu Santo; como vuestros padres así también vosotros…Oyendo estas cosas, se enfurecían en sus corazones; y crujían los dientes contra él…Entonces ellos, dando grandes voces, SE TAPARON LOS OIDOS, y arremetieron contra él” (Hechos 7:51, 54, 57).

¿Cuál era el problema espiritual de Israel?

¡Eran DUROS DE CERVIZ! ¡Se TAPABAN LOS OIDOS! ¡Eran Ovejas Sin Orejas!

¿No será que la Iglesia del Siglo XXI tiene la misma deficiencia espiritual, que hasta el día de hoy todavía prevalece en el pueblo de Israel? (Continuará)

Gracia y Paz
Sergio
“Amigo de Jesús”

Book your tickets